La normativa europea fomentará el contrabando

El contrabando de tabaco es un elemento fundamental para la financiación de las grandes organizaciones criminales transnacionales.

La compraventa ilegal de tabaco no es, por tanto, un problema para el bolsillo del estanquero – que también- si no, además, la colaboración con las redes criminales que operan con drogas, armas y esclavitud para lucrar a sus asociados.

España es uno de los principales países europeos en consumo de tabaco ilegal. Si bien es cierto que nuestra proximidad con la costa africana facilita la entrega de estos productos, no debemos olvidar que la responsabilidad es de los consumidores poco escrupulosos que desdeñan la salubridad y legalidad del tabaco si puede conseguirlo a mejor precio.

El tabaco de contrabando conlleva, por ello, tres grandes problemas: salud, pues es tabaco que no supera ningún control de calidad; seguridad, es, como las drogas, uno de los pilares para la financiación de organizaciones criminales; y empobrecimiento de los estanqueros, que ven escapar ilegalmente gran porcentaje de sus ventas.

Las fuerzas de seguridad del Estado velan por la erradicación de este problema. Sólo en Andalucía, comunidad especialmente afectada dada la amplísima costa, el año 2012 la guardia civil realizó más de 350 impresiones en establecimientos sospechosos, incautando más de medio millón de cajetillas de tabaco ilegal, además de coches de alta gama y armas.

Lamenta el sector del tabaco que las instituciones no aúnan fuerzas con la policía frente a esta triple amenaza. La nueva normativa europea – conócela haciendo click aquí – muy probablemente acrecentará el problema. Esto se debe a que, entre otras medidas, la estandarización parcial de las cajetillas facilitará su plagio, así como la prohibición de los sabores y aromas característicos fomentará su consumo ilegal.

En su ánimo por proteger al ciudadano, muy loable, las instituciones europeas parecen no haber reflexionado suficientemente sus propuestas. La aprobación de estas medidas dificultará la labor policial, dará aire al contrabando de tabaco y agravará sus consecuencias en materia de salud, seguridad y competitividad del sector tabaquero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Déjanos tu número de teléfono y nosotros te llamaremos

Un miembro de nuestro equipo se pondrá en contacto contigo.

X
Contact Us